Rebeca Hernández Marín/La Balanza
Morelia, Mich., 23 de junio de 2017.- Debido a que las asesoras jurídicas de las tres niñas que fueron asesinadas por su madre, el 22 de marzo de 2016, no acudieron a la reanudación de la audiencia intermedia o preparatoria del juicio en contra de Martha Teresita Ch.
El Sistema para el Desarrollo Integral de la Familia (DIF), designó a Alejandra Hernández Arellano y María Verónica Pérez Mejía como asesoras jurídicas de las víctimas directas pero cuando no se presentaron el juez ordenó preguntar la razón de su ausencia y les informaron que ya no trabajan en la institución.
Por esa razón el juez tuvo que posponer la audiencia y ordenó al auxiliar de sala enviara un exhorto al titular de la Procuraduría del Menor del DIF para que notifique sobre los cambios correspondientes oportunamente ya que conocen de los juicios que están en trámite.
Tanto el ministerio público como la defensa de Martha Teresita Ch., pidieron al juez de vista del caso a la Comisión Ejecutiva Estatal de Atención a Víctimas (CEEAV), para que designe a un asesor jurídico ya que al parecer no está enterada del caso.
Originalmente esa audiencia estaba programada para el 19 de diciembre, pero se tuvo que posponer porque la defensa de la acusada inició un juicio de amparo cuyo resultado podría afectar tanto la materia del amparo como el proceso en sí y ya resuelto, la audiencia no se pudo reiniciar ahora por la ausencia de los asesores jurídicos.
La nueva fecha para la realización de la audiencia no fue aceptada por los representantes del ministerio público argumentando que el día que establecía ya tenían programadas dos audiencias y se tendrían que dividir por lo que no habría quien acudiera a la audiencia, por lo que el juez tuvo que ordenar la búsqueda de una fecha en la que puedan estar presentes todos los involucrados en el procedimiento.
Martha Teresita Ch. es la mujer que asesinó a sus tres hijas identificadas como KJ de nueve años de edad, CF de seis y RN de tres, la tarde del 22 de marzo del año pasado para que “no sufrieran como ella”, según ha declarado.
Entre receso y receso para la realización de los trámites la defensa de la acusada solicitó al juez una nueva valoración de la salud psiquiátrica de Martha Teresita Ch., en este momento, ya que continuará con el tema de que es inimputable.
De acuerdo con los peritajes conocidos durante la audiencia en que le vinculó a proceso, se determinó que la imputada tiene rasgos depresivos, sentimiento de inferioridad, tristeza, desesperanza y desinterés por la vida afectando su capacidad de tomar decisiones y resolución de conflicto, pero toma las que considera pertinentes.
Se dio a conocer también el testimonio de un médico que la estuvo tratando por bipolaridad durante cuatro años y en la última consulta, en septiembre de 2015, la encontró estable, lúcida, orientada, con lenguaje coherente, sin ningún indicio que revelara tendencia violenta o que pudiera causar daños a terceros.
Martha Teresita fue vinculada a proceso por el delito de homicidio con ventaja y traición. Con ventaja por utilizar un martillo para golpear a las niñas en las cabeza causándoles inconsciencia y luego una bufanda para asfixiarlas. Traición por quebrantar la seguridad y confianza de sus hijas que sólo podían esperar de ella cuidados, cariño y seguridad.
Como medida cautelar se encuentra recluida en el Centro de Readaptación Social David Franco Rodríguez donde está bajo tratamiento médico.